jueves, 30 de diciembre de 2010

Arsenal festivo

"Arsenal" tiene una cierta connotación a "pólvora", pero no, no esperen fotos mías encendiendo bengalitas, estrellitas, cañitas voladoras, petardos y esas cosas (por empezar, porque no compro).
Dada la época del año, podía ser, pero no.

El título del post -esta explicación va especialmente dedicada a mis amigas lectoras de otros países- alude a un tradicional equipo de fútbol argentino llamado -justamente- Arsenal, cuyos colores representativos son el celeste y el rojo, de ahí que se lo conozca -justamente- como "el celeste y rojo".

Y como hoy en día fútbol y moda se cruzan más que nunca, no quise ser menos y le dedico mi outfit de fiesta de este día a la gente de Arsenal. Es más, en cualquier momento me voy a la cancha vestida así.

Items:
-Falda portafolio (vintage y heredada) de broderie celeste intenso, un poco arrugada porque es de la época en que las telas eran más naturales y con menos sintético. Muy fácil de hacer caseramente.
-Blusa de gasa celeste claro, con aaaaamplios volados en los puños y cintitas bebé en el escote, debajo del busto y en el nacimiento de los volados. La compré hace años en Nana Lou, el local de las López Osornio que en ese momento era multimarca, y es de Paz Cornú, una cordobesa que tuvo sus 15 minutos de fama mediática en el reality show La Playa y que según me enteré hace poco es una de las mejores amigas de Karina Jelinek (nota para mis amigas extranjeras: una famosa modelo argentina, célebre no sólo por su belleza sino por ciertas expresiones que forman parte de su vocabulario).

Bueno, no pretendo ser la gossip girl, así que sigo con el detalle:
-Debajo de la blusa: la musculosa elastizada blanca de Zara que ya he usado otras veces.
-La misma cartera roja de India Style que usé hace dos días, abierta para que en el 2011 entre mucho dinero allí.
-Aros plateados con piedritas turquesas y rojas de Nina Piu.
-Uñitas rojas y anillo de plata con turquesa.
-Y peinado ligeramente batido.

Zapatos no me puse aún, pero admite sandalias blancas, rojas, celestes en todas sus gamas o plata. Y también me arriesgaría con unas nude.

Hoy se cumplen 15 años de un día que marcó un antes y un después en mi vida, y se trata de un aniversario que siempre me conduce a la introspección (más que de costumbre). Deseo que mis lectoras también puedan encontrar un espacio de reflexión, que siempre es sano en esta época de transición, digamos, energética.
Un beso










Y aguante Arsenal.


miércoles, 29 de diciembre de 2010

Balance de looks

Hoy iba a mostrar otro look de fiesta, pero lo dejo para mañana (o para más tarde si tengo tiempo) y, como me puse a recorrer los looks del año, arme un pequeño video para que lo vean si es que tienen ganas de curiosear todos los outfits juntos (con las fotos bastante desperdigadas, muy a mi estilo).
Al hacerlo, me di cuenta de algo que ya sé pero nunca había tenido oportunidad de ver tan claramente dado que antes del blog no sacaba fotos de mis outfits casi a diario: que mi vestuario varía mucho día a día en colores y estilos. En parte ocurre porque mis actividades son muy diversas, y en parte porque como buena canceriana mi estado de ánimo varía con cada pleamar y cada bajamar... y hay dos de cada una por día.

De manera que mi vestuario, por lo general:
a) o refleja mi estado de ánimo "promedio",
b) o trata de equilibrarlo (por ejemplo, si tengo un día bajo de energías, es cuando más colorinche me visto).
La verdad es que este álbum "in motion" nació porque hay una aplicación que permite subir un álbum desde Picasa y mostrar la secuencia de fotos en el blog (en mi caso iba a ser al costado de los posts). Pero como por algún motivo el señor blogger no me dejó hacer eso, armé un post especial hasta que pueda lograr ponerlo ahí al costadito. Me divertí mucho haciendo el rejunte de looks y espero que a quienes lo vean también les resulte divertido.

AVISO: el video tiene música (Bitch de Meredith Brooks, porque:
a) ya sabemos que todas las mujeres lo somos en algún momento,
b) me pareció que la letra expresa lo diferentes que podemos ser en distintos contextos y circunstancias -de hecho ocupo o he ocupado todos los roles detallados-, y
c) finalmente todo eso también puede ser "representado" a través de nuestra manera de vestir).

Así que si les molesta la música, o están en un lugar donde no corresponda que se escuche, por favor apaguen sus parlantes.

Aclaración final: para hacer más rápido el proceso de conversión a video, la calidad de las fotos no es óptima; por supuesto, si les interesa ver algún look en particular, siempre tienen la posibilidad de acudir al post específico.

Besos y hasta un nuevo look de fiesta antes de la llegada del 2011


video

martes, 28 de diciembre de 2010

Strawberry fizz forever

Y sí, algún día tenía que pasar. De tanto brindar, finalmente se cumplió aquella frase de que somos lo que comemos (y bebemos) y hoy parezco una coctelera donde está a punto de prepararse un cocktail de strawberry fizz (con champagne obvio).
Otro día mostraré, por ejemplo, el look martini, ámbar + verde (por la aceituna).

Mientras tanto sigo con los looks festivos "nocheviejeriles" y hoy recreo uno que usé hace poco en una fiesta y que perfectamente se adapta al fin de año si es que en los albores del 1/1/11 asistimos, por ejemplo, a tomar unos Barón B @ L'Abeille, en la distinguida calle Arroyo (a mis amigas extranjeras que leen el blog, es un lugar que les recomiendo si vienen de visita a Buenos Airse).
Items:
-Pantalón rasado elastizado color champagne, de Lúcuma, comprado este año hace unos meses ($139).
-Blusa roja de tafeta con mangas 99 red balloons de Chocolate (amo esas mangas, por eso me la compré). Tiene lazo en la cintura y unas alforzas en el cuello, que es bastante desbocado. No es que me quede grande, es así el modelo, que ya tiene un par de años encima.
-Arito y pulsera dorada. Podría haber agregado un collor delicadito pero, en lo personal, me gusta que la blusa se destaque y no rivalice con ningún collar.
-Si saliera de veras, me pintaría las uñas. En color al tono, nada estrambótico. Con tanto brillo y ajuste creo que la sobriedad en otros aspectos le va bien al look.
-Carterita India Style y sandalias Ricky Sarkany rojas.
-Pelo: salvaje como siempre, pero en línea con lo que decía con respecto a la sobriedad, un updo podría sentar muy bien.
-Los cubos: desordenados, porque con esto del arreglo hay que moverlos a cada rato.

Hoy sin copa porque me quede sin espumante alguno; no importa, así como fui mi propio arbolito, hoy soy mi propio drinkie.












un beso

lunes, 27 de diciembre de 2010

Puesta en escena

Dado que no festejo el 24 ni el 31 y mi comida es bastante similar a la de cualquier noche, tampoco me visto especialmente para esas fechas, de manera que lo verán en las imágenes es como una especie de fotonovela.
Lo único que no es fake es lo del brindis, por dos motivos:
a) quiero brindar con los lectores y desearles lo mejor para este año, y
b) siempre hay un motivo real para brindar, como por ejemplo el del punto a.

De hecho, mi brindis está auspiciado por sidra real. Me hubiera encantado abrir un veuve clicquot para este brindis, pero no tengo uno en la heladera en este momento.

Lo que tampoco es fake es la mancha de cemento, pero ya seguiremos con esa historia en otro momento.

El "look de fiesta" está compuesto por:
-Pollera comprada en avenida Córdoba (más precisamente en Toqe, que ya no existe) por $10 hace unos 10 años. Es sólo tul tipo puntilla y faldita de enagua pero queda muy bien puesta (sí, es un poco transparente, pero esa es la gracia. Igualmente, obvio que admite una enagua debajo).
-Top de seda marca "Pura Sangre" comprado en las cañitas, de seda nude. Para las que saben coser, es muy fácil de hacer. El detalle es una linda puntilla debajo de la línea del busto, y breteles también de puntilla. Algún día me haré otro de otro color, por ejemplo rosa viejo que -si bien no es un color que me guste particularmente- para ese tipo de prendas me gusta.
-Arito que me regaló mi amiga Flor (bueno, ella me regaló el par), de los Vados del Isen.
-Unas pulseritas todo moda.
-Y si hubiera salido, hubiera usado el sobre negro comprado en la feria de las naciones a $15.

Tenía sandalias para ponerme pero, para ser sincera, lo hubiera usado con las ojotitas doradas de $50.









chinchines








jueves, 23 de diciembre de 2010

Separadas al nacer

Vivieron mucho tiempo a pocos metros una de otra, pero no lo sabían.
Lo ignoraban, hasta el día en que yo, cual emisaria del destino (¡¡¡ay qué emoción!!!) las volví a reunir y lloramos un rato las tres juntas. Bueno, las cuatro, si la cuento a mi billetera (que fue sponsor del encuentro).
No diría que son gemelas sino más bien mellizas, porque las une el estampado y las separa el género.
Una es de poliester y viscosa; la otra, de rayón.
Y, por supuesto, las separan también el corte y la marca. No así el precio, ya que dos me salieron más o menos lo mismo.

Me refiero por supuesto a la musculosa y a la camisa que conforman mi outfit de hoy. La musculosa es de Complot, de esta temporada, y me costó poco menos de cien pesos (con descuento). La camisa es de Materia (también de esta temporada) y me costó poco más de cien pesos (también con descuento).
Ambas cosas vienen también en negro.

Prendas que se sumaron a la reunión de reencuentro:
-Pollera mayor de edad (tiene 18 años) de las buenas épocas de eleven. Es de jean, tubo, elastizada y con importante tajo.
-A manera de pulsera: cintas multicolores de otras prendas para, ya que estamos, espantar no sólo a la envidia sino al calor, los que se disfrazan de papá noel, los que dicen feliz navidad cada diez palabras, y otras linduras por el estilo. O sea: pulsera modelo "grinch".
-El colgante de coronita de María Rivolta.
-El mismo esmalte de ayer.
-Y aros textiles que podrían ser los hermanitos menores de las mellizas, ya que entre las "plumitas" de tela que los conforman hay alguna con el mismo estampado.

Sin embargo, reconozco que lo que Alto Palermo ha unido, el Alto Calor lo separa, y no está para salir a la calle con musculosa + camisa, salvo que vayas a -o estés en- un lugar con aire acondicionado. Otro día veremos las prendas por separado, pero hoy dejémoslas disfrutar de su reencuentro.







Paso de los zapatos porque, lo confieso, no tengo muchos zapatos de verano así que no hay nada nuevo para mostrar. Es la asignatura pendiente de mi guardarropas.

Y no me explayo más porque, a pesar de haber dormido 4 horas (dos más que ayer, voy mejorando) la vida NO me alcanza y el deber me reclama.

miércoles, 22 de diciembre de 2010

Materia girl

Si hiciera la suma algebraica de:
-haber dormido sólo dos horas (y no precisamente por haberme ido de parranda, sino porque tenía que trabajar),
-haber pasado más de diez horas de corrido frente a la computadora,
-y haberme despertado con el timbrazo de los albañiles que venían a arreglarme the hole in my wall JUSTO HOY,
este post debería llamarse "Just an imperfect day".
Pero como intento que el título de los posts aluda más bien a mi vestuario, le puse el título resultante en honor a la marca del vestido protagonista de mi vestuario del día.

Items:
-vestido corto de tela con "efecto raso" azul con estampado de manchitas amarillas, rosas y coloradas y ruedo de volados de Materia. Yo lo compré con descuento y me salió $130; el precio "real" pre-liquidación es de $180. Muy fresco y apto para los 35° a la sombra porteños. Viene también en crudo con las manchitas en rosa y verde, también me gustó pero no estaba para comprarme los dos.
-Como pulseras: una cadena dorada básica y otra más opaca con cinta de esas que venden en todo moda a $8.
-Como vincha: pañuelo amarillo y rosa de Clandestine.
-Como esmalte: uno de Vitamina que me regalaron con una compra, venía en un set compuesto por este azul (que devino añil después de ser rebajado con quitaesmalte), un rojo común y un amarillo patito. Muy jugados los de Vitamina, si consideramos que estos esmaltes son del 2007 y no estaba tan difundida esa moda de usar colores como azul o amarillo.
-Como intento de tapar mi cara de dormida en algunas fotos: gafas versión trucha del modelo mariposa de Prada, que amo. La última vez que averigue por las originales fue este año en pde, donde una vendedora muy amable me dijo que costaban u$s480 pero que si pagaba en efectivo me hacía un pequeño descuento. No sé, capaz que en un par de años me doy una vuelta.
-Como escenario: los ladrillos a la vista que me dejaron los albañiles (que se fueron a almorzar después de su agotadora tarea).
-Como zapatos y cartera: todavía no me puse, pero creo que voy a recurrir a mis básicas ojotas doradas y a mi shopper bag dorada que mostré en el post "No tan mono" (por cierto, hace poco vi una casi igual en Class Life, sólo que era un poco más chica y por supuesto tenía la marca. Precio: casi 4 veces más que la mía).
-Y en lugar de tierra india para tener un poco de color, aposté a lo contrario: el polvillo de la pintura para lucir un blanco porcelana. Como sabrán, parece que la blancura está de moda.










Mañana: post en la pared cubierta de cemento.
Pasado: Dios -y los albañiles- dirán.


lunes, 20 de diciembre de 2010

Moonlight serenade

Lo vi:
-en la Trastienda,
-en el ND Ateneo,
-en el Konex,
-en FM 100 (gracias a Marisa),
-en el auditorio Amijaí,
-en el Faena con copa de Chandon en mano
-y en el Jagüel, en Uruguay (en este último caso, sólo a Kevin con Paulinho Moska como invitado especial).

Pero nunca en calle Corrientes bajo una bella luna llena y, aunque venía de una noche de viernes y una mañana de sábado agitadas, a último momento me decidí a ir y marcar un lugarcito más en mi foursquare groupiesco de Kevin + The Nada.
Igualmente, lo admito, soy una groupie muy burguesa, de esas que ni locas se meten entre las hordas de fans sólo para estar más cerca del escenario, ni tampoco se quedan a la salida del recital para sacarse fotos con la banda, salvo alguna vez para acompañar a mis amigas kevinianas que sí lo hacen y otra para pedirle a Kevin y al zurdo Roizner que me firmaran un disco que quería regalar. Lo mío es ir al concierto y punto.

Así que me quedé a un costado del escenario y me limité a disfrutar de la música y a hacer pequeño análisis de los asistentes. Había muchos padres con sus hijos pequeños y mucha parejita joven en las que se notaba que -en la mayoría de los casos- ambos eran fans ya que se sabían todas las letras y bailaban al unísono. Bastantes personas de más de 40 también: en fin, un público muy heterogéneo y muy entusiasta, a juzgar por cómo cantaban e interactuaban con Kevin y con Liniers, que cada vez va tomando más protagonismo en los conciertos. Este en particular fue bastante largo, duró casi dos horas.
A continuación algunas fotos, cortesía de mi acompañante.








Cuando el concierto terminó, y dado que el evento principal era "la noche de las librerías", nos fuimos a mirar libritos, pero no duramos mucho porque todas las librerías parecían un subte en hora pico, imposible dedicarse a curiosear nada. La noche de las librerías es más para recordar viejas épocas brillantes de la calle Corrientes y para hacer un paseo diferente, pero NO precisamente para entrar a las librerías. Sin embargo, rescato que las personas con las que me crucé parecían contentas e interesadas en el programa de escuchar música, mirar libros y asistir a las charlas programadas, algo que me pareció una bonita imagen en medio del caos.



Otro día, cuando repita el outfit (shhhhh! lo hago pero que quede entre nosotros), lo muestro en detalle ya que no me saqué fotos de cuerpo entero. 



Y como el sábado a la mañana fui a la feria Luli B, me compré unos aritos de Forever 21 que estreno hoy. Fui sólo con $100 (hecho que desmiente mi fama de compradora dispendiosa) así que imposible comprarme prendas.
Como los aritos tienen piedras multicolores pero para mí mirada lo que más resalta son el verde y el anaranjado, elegí esos colores para vestirme. Armé el vestuario con:
-Bandeau verde esmeralda.
-Remera anaranjada de Ver con escote cruzado, del 2005 (se la bancó bastante bien, sólo fue perdiendo un poco de color, pero admito que eso es porque no tengo la paciencia de lavarla siempre a mano y fue numerosas veces lavada por mi mejor amigo, el lavarropas).
-Pañuelo verde, el mismo que usé para el vestido, esta vez colocado a modo de pollera.
-Pañuelo dorado para que el anterior quede bien firme y no se mueva.
-Los aros como único accesorio.
-Y la cara de poca onda decembrina que me caracteriza (repito: no es mi mes, y algunos días se nota más que otros. Por eso hoy las fotos del look son escasas. Mañana será otro día).





viernes, 17 de diciembre de 2010

No tan mono

A veces los monos -me refiero a la prenda, claro, como se desprende del contexto- no son tan limitados como su denominación puede hacer pensar, y resultan más versátiles de lo que imaginamos.

Cuando vi por primera vez esta mono short, hace unos tres meses en Zara, me encantó pero me parecía muy caro para el uso que le pensaba dar (playero, o mejor dicho para usar en las vacaciones cerca del mar - que espero lleguen en algún momento, cabe agregar). Costaba -o cuesta, porque hace poco vi alguno todavía- $430 aprox. Es de seda con estampado de flores y búlgaros en tonos pasteles y tiene unos volados en la parte lateral que pueden ubicarse bien para el frente, bien para atrás.

El tema es que me había gustado tanto que me quedó dando vueltas y finalmente me lo compré, pensando en darle también un uso más urbano. Lo hice y puedo afirmar que me resultó super, super cómodo y muy muy fresco, ideal para un día como hoy. En este caso, lo estoy usando para actividades de día... de hecho me estoy yendo a comprar maracuyás con este atuendo o sea, literalmente, ahora lo estoy usando para ir a la verdulería. Así que le baje un poco la onda delicadita con ciertos accesorios.

Y como señalé, también puede usarse perfectamente de noche, con unas sandalias de taco alto y accesorios acordes, para una reunión no tan formal pero donde se requiera cierta producción.

Items que completan el look diurno:
-Cinturón todo moda que ya mostré varias veces ($16).
Abro un paréntesis para aclarar que el mono es amplio, eso justamente lo hace cómodo, pero a mí en la cintura me resulta demasiado trapo, por eso uso este accesorio para definir un poco las formas. Para la noche, simplemente usaría otro tipo de cinturón.
-Colgante dorado con camarita de Complot.
-Cartera dorada de Feria de las Naciones ($25), ideal para compritas como la que voy a hacer.
-Pulsera dorada Nina Piu ($15 aprox.).
-Ojotas doradas que no se ven pero ya he mostrado antes.

-Maquillaje sutil en dorado, marrón y rosa
-Y el esmalte gris sé que no es óptimo para estos colores, pero no tuve tiempo de cambiarlo todavía.








Besos, me voy a maracuyear


jueves, 16 de diciembre de 2010

La procesión va por dentro

Después de haber estudiado por días y días el color de las luces de las boyas y su frecuencia de encendido, y a pesar de haber rendido ayer ese examen (o quizás justamente porque todavía el hecho es muy reciente), me quedó un GRAN efecto residual y siento que mis neuronas, cual lucecitas de boya, se prenden y apagan dentro de mí. Soy una boya de aguas seguras caminando. 

El post con el lema "soy mi propio arbolito" sería hoy absolutamente improcedente, dado que la procesión (de luces) va por dentro y podría iluminar los árboles de todo el universo.

En fin, como hoy el costado farolero lo llevo por dentro, recurro -para buscar un cierto equilibrio- a un comodín discreto que se adapta a muchos estilos y temperaturas. Se trata de lo que Vitamina denominó en el 2007 "blusa sasha" pero que, para mí, siempre fue más un vestido y con altas temperaturas lo uso como tal.
La blusa/ vestido es satinada, con estampado geométrico blanco/negro (y pequeñas rayas plata), lazo en la cintura y mangas estilo kimono.
Items que completan el outfit:
-Pañuelo rosa intenso -reliquia de todo moda- que usé para atar una de las mangas y lograr así que el vestido quede asimétrico (no sé si ya se ha advertido pero me gustan mucho las prendas asimétricas).
-Mi colgante coronita de María Rivolta.
-Brazalete plateado de Indian Emporium.
-Cartera (también comodín) de cuero ecológico -por no decir plástico- con voladitos, de la temporada invierno de Tropea.
-Y como zapatos, las mismas sandalias negras con tiras que usé en el post "Mononadas" y no pude lograr que salieran hoy en las fotos.









Es muy agotador esto de llevar una procesión luminosa por dentro, les dejo un besito mientras aguardo pacientemente que se corte la luz.